Finanzas en pareja

4 claves para gestionar las finanzas en pareja


¡Qué bonito es el amor! …..¿verdad? Pero si vives en pareja o estás casad@ sabes que en una relación hay otros temas también importantes… Por eso hoy vamos a hablar de un tema esencial dentro de la pareja : las finanzas. En esta ocasión, quiero presentarte a Elano Silveira del blog Mi Vida Financiera quien nos va a dar las claves para gestionar de manera adecuada las finanzas en pareja. ¡El primer artículo invitado de 123 Dinero! Conoce a nuestro invitado más abajo 🙂

Iniciar una vida juntos es siempre un gran reto, que involucra todos los aspectos de la vida diaria y los planes a corto, mediano y largo plazo.

Las finanzas personales y su manejo adecuado, pueden permitir la estabilidad económica de una persona y si se sincroniza con la pareja, la garantía de seguridad se afianza.

Cuando recién nos casamos o juntamos con quien amamos, es normal tener que preocuparse con algunas deudas generadas por la propia unión de los dos, como las cuotas pendientes de la fiesta de casamiento, gastos con la luna de miel y el financiamiento de una casa, por ejemplo.

Así que, es muy importante para los que recién están viviendo en pareja identificar las deudas pendientes y sumar a los nuevos gastos del ambiente familiar, como la cuenta de luz, agua, internet, gasolina etc. Entonces, va a ser mucho más fácil cortar los gastos innecesario y organizar un plan teniendo como prioridad eliminar las deudas más importante para salir de la zona roja.

Lamentablemente, los especialistas han determinado que los problemas y diferencias económicas y de finanzas son las causas principales de problemas en la pareja, muchas de las cuales no se pueden superar y terminan en separación o divorcio.

Esto ocurre cuando la pareja no tiene bien definidos los objetivos económicos que desean concretar ni un plan para llevarlos a cabo.

Manejo de las finanzas en pareja

Uno de los principales temas que debe conversar la pareja, es el manejo que se hará de las finanzas una vez que inicien la vida juntos, y que determinará el manejo de las cuentas y el dinero.

Algunas parejas prefieren finanzas separadas, en la que cada quien se encargue de su dinero. Eso funciona bien para algunos, pero sin lugar a dudas no funciona para la sociedad conyugal.

Una opción que se ha vuelto muy popular últimamente es poseer una cuenta común, a la que ambos aportan cierta cantidad de dinero y a la que los dos tienen acceso. Desde esa cuenta común se hacen los pagos relacionados con el hogar, los hijos y los compromisos adquiridos por la unión. El aporte que cada uno hace a esta cuenta, generalmente responde al ingreso que tienen. Así, el que gana más, debería dar un aporte mayor.

Otra opción es hacer una combinación de los ingresos de la pareja. Cuando ambos reciben sus pagos, los ingresan a cuentas compartidas desde la cual se hacen los pagos necesarios.

La pareja también puede tomar la decisión de dividir los gastos y compartirlos, sin necesidad de transferir el dinero a una sola cuenta.

En cuanto a los gastos compartidos, los especialistas recomiendan que cada uno haga aportes de gastos que vayan en proporción a su ingreso.

La verdad es que cada pareja toma la decisión que mejor se ajuste a sus necesidades y con la que ambos se sientan más cómodos.

Lo importante siempre será que las decisiones financieras se tomen en pareja, se conversen y discutan, llegando a un acuerdo.

Plantearse metas

Es por ello que la principal recomendación que podemos ofrecer es que la pareja debe conversar sobre sus planes. La comunicación es esencial en cualquier aspecto de la vida, y las finanzas en pareja no quedan exentas.

La pareja debería conversar sobre los planes, proyectos e inclusive las ideas que desean llevar a cabo. Otro de los temas que deben discutirse es el plan que ejecutarán para alcanzar el objetivo que se hayan planteado, los pasos a seguir y establecer los tiempos en los que desean llevar a cabo esas metas.

El tema de las finanzas en pareja debe respetar, al igual que otros aspectos de la vida en común, las necesidades, opiniones e ideas de los dos involucrados.

finanzas en pareja
La pareja debería conversar sobre los planes, proyectos e inclusive las ideas que desean llevar a cabo.

 

Por ello, es importante que lo referido a las finanzas en pareja se hable desde antes de tomar la decisión de vivir juntos, discutiendo cuáles son las metas que quieren alcanzar en conjunto.

También es importante que estas metas se apeguen a objetivos realistas, y que respeten las prioridades que ambos poseen de manera individual y en pareja.

Al momento de plantearse objetivos y metas, deben definirse las prioridades y los tiempos.

Con ello, la pareja podrá tener un plan de acción que les ayude a definir por dónde comenzar y si han estado cumpliendo sus objetivos. Es importante que la pareja defina metas comunes, y no se dedique solo a hacer pago de compromisos y responsabilidades diarias o comunes.

Los planes a largo plazo son una buena idea, que ayuda a la nueva pareja a trabajar en equipo por una meta común y una vez alcanzada, dará una gratificación que beneficiará la vida en pareja.

Planes realistas

Una vez que la pareja haya definido la forma en la que manejarán sus finanzas generales, necesitarán definir los planes u objetivos que desean lograr. Se trata de metas que van más allá de los compromisos naturales y comunes de la pareja.

Generalmente estos proyectos se enfocan en la compra de una vivienda propia, un vehículo, viajes o vacaciones, o agrandar la familia con la llegada de un hijo. En este caso, lo más importante es que la pareja establezca planes realistas, ajustados a las ganancias de ambos.

Si los dos establecen metas poco realistas, como comprar una casa de gran valor en el primer año que están juntos o casados, cuando ambos ganan salarios mínimos, solo conseguirán una gran decepción.

Por esta razón, los objetivos deben ajustarse a la realidad, lo que generará confianza para ambos. Nada mejor para fortalecer una relación que conseguir metas en conjunto.

Sin embargo, definir los éxitos de la pareja o futuro matrimonio son apenas el primer paso y se deben tomar en cuenta muchos elementos, por ejemplo las ganancias de ambos y las posibles fluctuaciones del dinámico mercado.

Por ejemplo, si es la compra de una vivienda, debe definirse en cuánto tiempo se hará la adquisición, tomando en cuenta las variaciones del mercado inmobiliario en la zona donde desean comprarla.

Deben tomarse en cuenta otros elementos como la mejor temporada para llevar a cabo los planes, así como un posible “plan B” en caso de que algo resulte distinto a lo planificado.

Reorganizarse

Pese a que se lleve un buen manejo de sus finanzas en pareja, establezca planes realistas y cumpla sus plazos, siempre hay algo que puede salir mal.

Los mercados mundiales fluctúan con mucha facilidad y están sujetos a factores que van desde el clima, hasta la política y las relaciones diplomáticas entre los países del mundo. Este contexto puede afectar los planes de una pareja, e inclusive echarlos por tierra.

Ante ello, muchos han tenido que posponer, replantear o reorganizar sus metas. Es importante que la pareja no se desanime ante tales circunstancias, sino que enfile sus energías en volver a retomar el camino para cumplir sus metas.

Si han iniciado un proyecto y este no salió como esperaban, ambos deberán conversar sobre lo que ocasionó que no pudieran cumplir los objetivos. Si puede corregirse a tiempo, háganlo. Si no, deben definir la estrategia para recuperarse de lo ocurrido.

Lo importante es no quedarse estáticos ante los problemas financieros, sino definir las medidas que tomarán como pareja a fin de corregir lo que haya salido mal.

Si se estudian bien todas las variables que pueden afectar un proyecto, se analizan los posibles escenarios y las respuestas a cada supuesto, será más sencillo enfrentar cualquier eventualidad que aparezca en el camino.

En caso de que el matrimonio desee involucrarse en un proyecto financiero a gran escala, también es un buen consejo conseguir apoyo y asesoría de expertos en la materia, que no solo respalden los planes, sino que ayuden a definir elementos financieros más complejo, que muchos no conocen.

Los consejos de los economistas van enfocados, principalmente, en apostar por lo seguro pero sobre todo establecer una confianza con su pareja, fundamentada en la honestidad, inclusive en el peor de los casos.

Si ambos saben los riesgos financieros a los que se exponen, los gastos, los planes y metas, y trabajan conjuntamente por ellos, será mucho más sencillo conseguirlas y superar cualquier prueba que aparezca en el camino.


Autor invitado

mividafinancieraMi nombre es Elano Silveira, pero las personas sólo dicen Silveira, jugador de ajedrez y dueño de mividafinanciera.com.

Soy brasileño, pero ya viví en Argentina por un par de años. Me encanta viajar y conocer nuevos lugares en Brasil. Desde muy pequeño siempre supe como manejar mi vida financiera y a ganar más con lo que ya tenía.


¡Gracias Silveira!

Espero que hayas tomado nota de estos excelentes y muy valiosos consejos. No importa si llevas junto a tu pareja seis meses o seis años, siempre vienen bien algunas recomendaciones.

Y tú, ¿cómo gestionas las finanzas con tu pareja? Comparte con nosotros otros consejos, tus dudas o tu opinión abajo en los comentarios. 😉

Deja un comentario

15 Compartir
Compartir15
Pin
+1
Twittear
WhatsApp